Diario del Derecho. Edición de 17/07/2018
  • Diario del Derecho en formato RSS
  • ISSN 2254-1438
  • EDICIÓN DE 22/08/2013
 
 

AN

La familia de Payá pide a la Audiencia Nacional interrogar a Carromero, al superviviente sueco y cuatro testigos de Cuba

22/08/2013
Compartir: 

Señala que el juicio contra Carromero fue "una farsa y un montaje" porque es mentira que el coche impactara contra un árbol

MADRID, 21 (EUROPA PRESS)

La familia del opositor cubano Oswaldo Payá solicita a la Audiencia Nacional que llame a declarar al dirigente de Nuevas Generaciones del PP Ángel Carromero, al superviviente sueco Aron Modig y a cuatro testigos de Cuba para esclarecer la muerte del disidente el 22 de julio de 2012.

Estas son algunas de las diligencias incluidas en la querella que la esposa y la hija del opositor fallecido, Ofelia Acevedo y Rosa María Payá, han presentado contra dos mandos del Ejército cubano por un delito de lesa humanidad. El juez Eloy Velasco ha preguntado al fiscal si es competente para instruir la querella.

La acusación particular entiende que la declaración de los únicos supervivientes del accidente de tráfico, Ángel Carromero y el sueco Aron Modig, es "pertinente" y "necesaria" para el esclarecimiento de los hechos, así como el interrogatorio de las personas con las que se comunicaron con posterioridad al "asesinato".

Entre ellas, se encuentra la vicepresidenta de las Juventudes del PP Europeo, María Fuster, o los residentes en Suecia Annika Rigö y Cayetana Muriel. La querellante plantea que se les tome declaración por videoconferencia desde Suecia y recoge comunicaciones de Carromero y SMS enviados desde el teléfono de Modig donde se apunta a un "ataque" sufrido con la embestida de otro vehículo.

También pide que se llame a declarar a Regis Iglesias, Leticia Lombardero, Pablo Cervera y Ernesto Martini como testigos de "hechos directamente relacionados con lo sucedido", así como con la sistemática persecución del Movimiento Cristiano de Liberación, que lideraba Oswaldo Payá, por parte de la Administración cubana.

En este marco, interesa que se libre una comisión rogatoria a Cuba a fin de que proceda a la identificación completa y a la citación de los querellados en calidad de imputados. La familia se dirige contra el teniente coronel Águilas, jefe de Instrucción de Delitos de la Seguridad del Estado cubana y el coronel Llanes, sin perjuicio de que el juez pueda considerar más "partícipes" en los "delitos" que culminaron con la muerte de Payá y del joven miembro del consejo coordinador del Movimiento Cristiano de Liberación (MLC) Harold Cepero.

También solicita las comparecencias de los familiares de Payá, su hermano Carlos así como de Ofelia Acevedo y Rosa María Payá, y recoge en su escrito la persecución y las amenazas de muerte que sufrió el activista político cubano con anterioridad al "asesinato".

La familia cree que el régimen cubano diseñó un "plan" para acabar con la vida de los dos disidentes cubanos y de los dirigentes europeos para "acabar" con el principal movimiento de la oposición y lanzar un mensaje a "aquellas organizaciones internacionales que pretendan ayudar a este o cualquier otro movimiento o asociación que promulgue la existencia de un estado democrático en Cuba".

EL JUICIO FUE UNA "FARSA"

Sostienen que el Hyundai conducido por Carromero fue embestido de forma "premeditada y deliberada" cumpliendo este "plan" y provocando que el joven español perdiera el control y el vehículo sufriera un gran impacto. "Es absolutamente incierto que Ángel Carromero fuera responsable de la salida del vehículo que conducía. En ningún caso iba a velocidad excesiva o inadecuada o hizo caso omiso de señal alguno. Es igualmente falso que el automóvil impactara contra árbol alguno", señalan.

A su entender, el proceso que acabó con la condena de Carromero como autor de un delito de homicidio imprudente "no fue sino una farsa y montaje absolutos" y el reconocimiento de los hechos efectuado por el español fue producto de la "coacción" a la que se le sometió por Cuba para evitar una condena de 20 años de prisión.

La familia defiende la competencia de la Audiencia Nacional por tratarse de un delito de lesa humanidad cometido contra dos españoles --Carromero y Payá-- que tenía como finalidad la "persecución sistemática y aniquilación" del Movimiento Cristiano de Liberación.

Comentarios

Escribir un comentario

Para poder opinar es necesario el registro. Si ya es usuario registrado, escriba su nombre de usuario y contraseña:

 

Si desea registrase en www.iustel.com y poder escribir un comentario, puede hacerlo a través el siguiente enlace: Registrarme en www.iustel.com.

  • Iustel no es responsable de los comentarios escritos por los usuarios.
  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Revista El Cronista:

Revista El Cronista del Estado Social y Democrático de Derecho

Lo más leído:

Secciones:

Boletines Oficiales:

 

© PORTALDERECHO 2001-2018

Icono de conformidad con el Nivel Doble-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI: abre una nueva ventana