Diario del Derecho. Edición de 20/10/2017
  • Diario del Derecho en formato RSS
  • ISSN 2254-1438
  • EDICIÓN DE 17/05/2013
 
 

Un hechizo roto; por José M. de Areilza

17/05/2013
Compartir: 

El día 17 de mayo de 2013, se ha publicado en el diario ABC, un artículo de José M. de Areilza, en el cual el autor opina que es alentador que la mitad de los alemanes entiendan que sin un gobierno económico europeo no habrá salida a la crisis.

UN HECHIZO ROTO

Un sondeo reciente del prestigioso Pew Research Center sitúa a los alemanes a la cabeza de los que están dispuestos a ceder soberanía para rediseñar el euro. El hecho de que la mitad del país entienda que sin un cierto gobierno económico europeo no habrá salida de la crisis es un dato alentador, aunque esta actitud hay que entenderla desde categorías políticas domésticas. La evolución de las decisiones de su tribunal constitucional es un buen termómetro del giro en la manera de pensar alemana.

A principios de los noventa, el alto tribunal reclamaba el derecho a decidir qué ámbitos quedaban al margen de la integración europea como dominios reservados, típicamente materias delegadas a sus regiones. En nuestros días, el principio que se defiende desde Karslruhe es la protección de la identidad constitucional, un mensaje distinto a la UE.

Se trata de una advertencia que lleva a condicionar el contenido de la legislación europea en torno al euro y a subordinar su desarrollo al control de jueces, legisladores y ministros alemanes. Es decir, se pasa de una actitud defensiva, poco práctica en una Unión que legisla por mayoría hacia objetivos muy generales, a una proyección del contrato social alemán al nivel europeo y a otros ámbitos nacionales.

De ahí la insistencia a todos en la austeridad y la senda de las reformas y también los titubeos de Berlín sobre cómo r e di s e ñar e l euro conforme a “reglas”, bien sea dentro de los tratados, fuera de ellos, oconuna reforma de los mismos. Mientras Alemania pasea su ensimismada identidad por la eurozona, otro dato de la misma encuesta revela que Francia es el país en el que el europeísmo cae más deprisa. Este derrumbe del sentimiento pro-europeo, un año después de la llega da de François Hollande al Elíseo, debería llevar a Alemania a romper su propio hechizo y, por fin, componer intereses con mentalidad europea en torno a la moneda común.

Comentarios

Escribir un comentario

Para poder opinar es necesario el registro. Si ya es usuario registrado, escriba su nombre de usuario y contraseña:

 

Si desea registrase en www.iustel.com y poder escribir un comentario, puede hacerlo a través el siguiente enlace: Registrarme en www.iustel.com.

  • Iustel no es responsable de los comentarios escritos por los usuarios.
  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Revista El Cronista:

Revista El Cronista del Estado Social y Democrático de Derecho

Lo más leído:

Secciones:

Boletines Oficiales:

 

© PORTALDERECHO 2001-2017

Icono de conformidad con el Nivel Doble-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI: abre una nueva ventana