Diario del Derecho. Edición de 20/10/2017
  • Diario del Derecho en formato RSS
  • ISSN 2254-1438
  • EDICIÓN DE 21/06/2013
 
 

Retorno a Brandeburgo; por José M. de Areilza

21/06/2013
Compartir: 

El día 21 de junio de 2013, se ha publicado en el diario ABC, un artículo de José M. de Areilza en el cual el autor opina que Obama atraviesa momentos delicados por la mala gestión de distintos asuntos domésticos, en especial el espionaje a periodistas y la falta de explicaciones convincentes sobre cómo garantiza su Administración el equilibrio entre la seguridad nacional y el respeto a la vida privada.

RETORNO A BRANDEBURGO

Cincuenta años después de que John Kennedy proclamase en la puerta de Brandeburgo “soy berlinés”, Barack Obama ha acudido al mismo escenario para hacer lo que mejor sabe, encarnar su propio arquetipo, inspirado en los mejores valores occidentales. El presidente ha aprovechado el simbolismo que le ofrece el epicentro de la Guerra Fría para tomar la iniciativa y ha ofrecido a Rusia una reducción adicional importante de los arsenales nucleares. En 2008 pronunció en el mismo lugar un emocionante discurso en el que se definió como ciudadano global y desató una verdadera idolatría. Cinco años después, su desgaste es evidente: el poder revela, como afirma Robert Caro, el mejor biógrafo político de EE.UU. A pesar de la reelección hace menos de un año, el presidente atraviesa momentos delicados por la mala gestión de distintos asuntos domésticos, en especial el espionaje a periodistas y la falta de explicaciones convincentes sobre cómo garantiza su Administración el equilibrio entre la seguridad nacional y el respeto a la vida privada.

Los desencantados de su partido se agrupan en torno a Hillary Clinton, probable contendiente demócrata en 2016. La economía mejora, pero la percepción extendida es que lo hace a pesar de las disfuciones tanto del poder ejecutivo como del legislativo. Así que con lo que le queda de olfato Obama emprende tareas internacionales, un ámbito en el que siguiendo la estela de Kennedy aspira a crear su propio combinado de realismo e idealismo. En Berlín, Angela Merkel se asienta como líder global y le ha hecho preguntas incómodas sobre el control abusivo de las comunicaciones personales. La canciller también ha insistido en lograr un acuerdo de libre comercio equilibrado entre los dos lados del Atlántico, ya que el planteamiento inicial favorece a Washington. El menos europeo de todos los presidentes norteamericanos busca recuperar algo de tracción política en el corazón del viejo continente.

Comentarios

Escribir un comentario

Para poder opinar es necesario el registro. Si ya es usuario registrado, escriba su nombre de usuario y contraseña:

 

Si desea registrase en www.iustel.com y poder escribir un comentario, puede hacerlo a través el siguiente enlace: Registrarme en www.iustel.com.

  • Iustel no es responsable de los comentarios escritos por los usuarios.
  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Revista El Cronista:

Revista El Cronista del Estado Social y Democrático de Derecho

Lo más leído:

Secciones:

Boletines Oficiales:

 

© PORTALDERECHO 2001-2017

Icono de conformidad con el Nivel Doble-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI: abre una nueva ventana