Diario del Derecho. Edición de 17/11/2017
  • Diario del Derecho en formato RSS
  • ISSN 2254-1438
  • EDICIÓN DE 28/01/2013
 
 

Pallerols

La trama destinó 39.000 euros a amueblar sedes de UDC y 158.000 a nóminas

28/01/2013
Compartir: 

El juez confirma "aportaciones directas" a UDC que debe devolver 388.000 euros con los acusados

BARCELONA, 25 (EUROPA PRESS)

La trama de financiación irregular de UDC en los años noventa sirvió para amueblar algunas sedes del partido con al menos 38.978 euros y para destinar 158.306 euros a pagar las nóminas de varios de sus militantes, recoge la sentencia de la Audiencia de Barcelona.

La resolución judicial --que llega después del pacto entre las partes y el fiscal que ha evitado que los condenados ingresen en la cárcel-- confirma también que hubo "aportaciones directas" a UDC, condenada como responsable civil a título lucrativo, por lo que tendrá que devolver junto a los acusados 388.484 euros, de los que consignaron ya consignaron 300.000.

El 'caso Pallerols' destapó la financiación irregular de Unió, adonde la trama desvió subvenciones de 1994 a 1999, desde la Consejería de Trabajo, que debían servir para cursos de formación ocupacional impartidos por las academias del empresario andorrano Fidel Pallerols, uno de los cuatro condenado en la causa, mientras que otros dos han sido absueltos.

Los 388.484 euros es la cantidad que el juez "ha podido constatar" que se desvió de las subvenciones, y cuyos fines fueron diversos: aportaciones directas a UDC (destinado a mobiliario y material informático de sus sedes) y pago de nóminas de sus militantes, mientras que otros fondos fueron al resto de condenados y para el pago de facturas inexistentes.

Todas las cantidades que se desviaban eran controlados por Pallerols --condenado a siete meses de cárcel-- que, dentro de la contabilidad informática de sus academias, tenía incluso una cuenta que "expresivamente" denominó 'UDC. Comissions GCDT', detalla el juez.

SEDES DE GIRONA Y VILANOVA

En 1994 se desvió dinero destinado a amueblar las sedes del partido en Girona y en Vilanova i la Geltrú (Barcelona), y 1.411.705 de pesetas en 1995 que se utilizaron para comprar material informático para las sedes.

Al año siguiente, con fondos de la trama se compró un rótulo para la sede de los democristianos en el distrito barcelonés de Sants y también material de oficina para la de la calle Brasil de Barcelona y para la de Vilanova i la Geltrú; en 1998, más material informático para este local de la capital catalana.

Por otra parte, 158.306 euros sirvieron para pagar las nóminas de militantes de UDC: la de una expresidenta del Barrio de Guinardó de Barcelona y asesora del exsecretario de organización Vicenç Gavaldà --condenado a siete meses de cárcel--; de un expresidente local del partido en Palamós (Girona) y de un expresidente del distrito de Gracia (Barcelona).

Además, con nóminas a favor de una tercera mujer pagaba el trabajo de su marido, un expresidente comarcal de La Selva (Girona) y coordinador general de la Intercomarcal de Girona; también se emitieron pagos de facturas ficticias a favor del militante Santiago Vallvé, condenado en la trama, entregas de Pallerols a Vicenç Gavaldà.

PUROS PARA UNA BODA

En 1996, incluso se desviaron 42.000 pesetas a la compra de puros para la boda de la hija del entonces Jefe de Servicio de Administración y Programación de Programas de la Consejería de Trabajo Juan Martín Toribio.

La sentencia ratifica la condena con penas inferiores a dos años de cárcel --con lo que no ingresaran en prisión-- al empresario Fidel Pallerols, a Lluís Gavaldá, su hermano y exsecreario de organización de UDC, Vicenç Gavaldà, y el entonces militante del partido Santiago Vallvé.

La ratificación judicial llega después de que el fiscal rebajase la petición de pena de cárcel de los acusados en base a tres motivos: reparación del daño (al haber abonado lo defraudado), dilaciones indebidas (el fraude se produjo de 1994 a 1999) y reconocimiento de los hechos.

Así, Lluís Gavaldà, para quien el fiscal hasta ahora había pedido la pena mayor de todos los acusados --cinco años de cárcel--, ahora se queda con un año y medio de prisión por un delito continuado de malversación y falsedad documental, que no cumplirá por no tener antecedentes.

Fidel Pallerols y Vicenç Gavaldà, por sendos delitos de fraude de subvenciones y falsedad documental, siete meses de cárcel, Santiago Vallvé una pena de tres años de prisión, que se sustituyen por una multa; ninguno de ellos entrará en prisión.

Además de esta pena de cárcel, Pallerols, Vallvé y Vicenç Gavaldà deberán afrontar una multa que conjuntamente asciende a unos 260.000 euros, y sí entrarían en la cárcel si no la pagan.

OTRO JUICIO A PALLEROLS

Pese a no entrar en la cárcel por este causa, el empresario andorrano tiene pendiente otro juicio, después de que este martes se haya separado la causa contra él por fraude fiscal que se juzgará aparte de este caso.

La conformidad ha significado la absolver sin cargos a Dolors Llorens --con 70.008 euros de la trama se pagó su teléfono y consumo-- y a la esposa de Pallerols, María Cruz Guerrero, lo que el fiscal había justificado por dos motivos: su papel secundario en la trama respecto a los condenados y las dificultades para probar su culpabilidad, sobre todo después del tiempo que ha pasado desde los hechos.

Comentarios

Escribir un comentario

Para poder opinar es necesario el registro. Si ya es usuario registrado, escriba su nombre de usuario y contraseña:

 

Si desea registrase en www.iustel.com y poder escribir un comentario, puede hacerlo a través el siguiente enlace: Registrarme en www.iustel.com.

  • Iustel no es responsable de los comentarios escritos por los usuarios.
  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Revista El Cronista:

Revista El Cronista del Estado Social y Democrático de Derecho

Lo más leído:

Secciones:

Boletines Oficiales:

 

© PORTALDERECHO 2001-2017

Icono de conformidad con el Nivel Doble-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI: abre una nueva ventana